Que tienes que saber antes de pintar tu casa

Que tienes que saber antes de pintar tu casa

Que tienes que saber antes de pintar tu casa.

Al pintar nuestra casa, hay una cosa muy importante que no debemos olvidar: preparar bien la pintura que después vamos a aplicar en casa. Éste paso es importante ya que afectará a la calidad general del trabajo según lo hayamos hecho. Si bien es cierto que pintar bien tu casa es un verdadero trabajo, la preparación correcta de la pintura justificará el resultado final.

Por eso, no hay que menospreciar esta parte. Una pintura bien preparada le dará como resultado una casa bien pintada si lo hace como debería. Si es principiante pintando casas o nunca antes ha pintado, aquí van algunos consejos que pueden servirle:

Limpiar

Antes de nada, siempre hay que pintar la zona que vamos a pintar antes de aplicar la pintura. Si se trata de un dormitorio por ejemplo deberá de vaciarlo. Si hay muebles que no son fáciles de sacar como armarios o mesas, asegúrese de no mancharlos cubriéndolos con una tela vieja por ejemplo y sujetándola con un poco de cinta.

Una vez lo tengas todo bien cubierto, asegúrate de limpiar de polvo y suciedad la zona que vayas a pintar. Así que limpia la superficie y barre todo antes de empezar. Una superficie sucia puede afectar al color de la pintura, sobre todo si es blanca y la textura puede cambiar, sobre todo si hay mucha suciedad.

Reparación de superficies

Después de tener todo limpio, empieza reparando los desperfectos que pueda tener la superficie. Si las paredes y techos son bastante viejos habrá algunas grietas y agujeros y por eso quizá sea necesario volver a pintar. Antes de pintar su casa, debe de asegurarse de arreglar todas las grietas y agujeros existentes. El principal objetivo de la pintura es darle a su casa un aspecto nuevo, pero si no se arreglan, quizá la pintura no pueda conseguir que su casa parezca nueva.

Para la reparación de agujeros y grietas, puedes rellenarlos con una masilla que puede encontrar en cualquier tienda de pinturas. Normalmente son de fibra de vidrio y no suelen ser muy caros. Una vez lo aplique, deje que se seque. Después ya estará casi listo para empezar a pintar.

Últimos preparativos

Una vez este todo limpio y reparado se preguntará, ¿cuál es el siguiente paso? Básicamente no hay un siguiente paso, simplemente revise el trabajo realizado. Compruebe haber cubierto todas las zonas que no quiere pintar y haber reparado todas las zonas. En cuanto a las zonas reparadas asegúrese de alisar la superficie hasta que sea uniforme con el resto de la pared.

Después de todo esto, ya está listo para poder empezar a pintar. Recuerda siempre que solo puedes empezar a pintar cuando lo tengas todo lo anterior hecho y preparado porque cuesta mucho pintar y no querrás dejarlo a medias al darte cuenta de que te falta algo y volver a tener que empezar.

Y no olvides que el preparar todo esto antes de pintar es una de las claves para un resultado profesional.

Averigüe cuánta cantidad de pintura necesita